Categorías

Como hacer secado de marihuana

Pubicado el : 2015-09-30 23:07:05
Categorias : Artículos de Cultivo

Cómo cortar, hacer secado y conservar tu marihuana con garantías

Cortar, secar, curar y conservar. Las cuatro tareas finales para conseguir que esa semilla de marihuana que plantaste termine convertida en yerba de primera calidad son tan importantes o más que las fases iniciales. Aprende a realizar todo el manicurado y conservación del cannabis paso a paso gracias a nuestro post de hoy en Eurogrow. ¿Tienes lápiz y papel?

Tras la laboriosa tarea de plantar y hacer germinar y crecer la planta de Marihuana, por fin te encuentras en la fase final del proceso, el cortado y secado de los brotes más jugosos para que se conviertan en aquello que finalmente terminará siendo ingerido ya sea a modo de inhalación, preparado o cocinado. Esta fase de secado de la marihuana es igual de importante que las anteriores ya que de ella depende que la calidad de la materia con la que luego se va a trabajar sea sublime. Aprender a realizar correctamente el corte, secado y conservación de los cogollos es más de la mitad del trabajo. ¿Sabes cómo hacerlo? Pues hoy en Eurogrow te lo contamos todo paso a paso.

En primer lugar tenemos que realizar el manicurado de la planta de Cannabis, esto consiste en ir cortando las hojas de marihuana, eliminando las más grandes y quedándonos sólo con las más pequeñas que son las que acumulan hojas más resinosas y que tienen cogollos. Este manicurado se puede hacer cortada la planta, o aún viva. Eso al gusto del consumidor. Algunos expertos señalan que hacerlo sobre la planta viva tiene mejores resultados, pero como siempre decimos, merece la pena que ciertos temas como éste los pruebe el propio cultivador de primera mano.

Una vez realizado el manicurado, pasamos a la fase del secado de las hojas y cogollos que hemos seleccionado. Para ello debemos preparar un lugar fresco, seco y oscuro y dotarlo de ventilación que podamos controlar. Podemos tender las hojas como si de la ropa se tratara e incluso utilizar secadores especializados. El secado de las ramas suele durar entre dos y tres semanas, y no se debe intentar acelerar el proceso porque cuanto más secas las hojas mejor calidad tendrá el producto.
Puedes usar una secadora redonda para hacer el secado mucho mas facil de la marihuana.

Después del manicurado viene el proceso de  secado y despues el curado. Éste llega cuando después de secar las ramas conseguimos que al tocar una hoja o ramita ésta se rompa de una manera crujiente. Es el momento de hacer el curado. Si no se rompe así, es que aún está verde y deberemos aguantar dos o tres días más. Para curar las hojas y cogollos una vez que están secos lo único que tenemos que hacer es introducirlas en una caja de cartón o madera (cuidado que la caja no esté barnizada, porque podría estropear la mercancía), y colocarlas ahí con la tapa puesta durante varios días. Una vez al día deberemos abrir la caja para airearla y que se ventile, además de mover la hierba para que no se acartone demasiado. Durante este periodo al principio las hojas y cogollos sacarán un poco de agua y se tornarán húmedos, pero luego se irán secando completamente. El proceso de secado dura casi un mes pero no cuenta con una duración específica, deberemos ir tocando el material hasta paradas las 2-3 semanas determinar cuándo está listo.

Cómo conservar la marihuana después del secado

La conservación forma parte del ciclo de la marihuana de una manera tan importante que, en el caso de hacerse de manera defectuosa, puede terminar convirtiendo un cultivo de calidad en un material defectuoso, sin matices en el sabor ni en el color u olores. Saber conservarla y trucos para hacer que tenga una duración mayor te ayudarán a hacerte un buen nombre.  No hay nada peor que haber guardado cannabis y al abrir el tarro descubrir que se ha echado a perder, por eso atento a los consejos de los que vamos a hablar a continuación.

Las reacciones químicas entre cogollos y sus hojas y la cantidad de oxigenación que reciben están muy reñidas con la calidad de la marihuana en su periodo de conservación. De hecho, cuando tenemos ‘hierba’ guardada de mala manera seguro que habéis podido comprobar cómo el color se torna marrón. El cannabis pierde clorofila y pierde intensidad por momentos. Y no sólo hablamos del aspecto, sino también de sus efectos. La marihuana al conservarla logra su máximo nivel de THC, de hecho a medida que el manicurado avanza el THC se transforma en CBN.

Por eso los profesionales guardan la marihuana trabajando con nitrógeno  o dióxido de carbono, porque en este tipo de atmósferas es muy difícil que cualquier hongo haga aparición. A nivel de usuario, bastará como hemos contado anteriormente con un secado que vaya reduciendo su porcentaje de humedad hasta el 30%. La marihuana no se seca con calor sino con ventilación, algo parecido a lo que pasa con los jamones de pata negra.

¿Después del secado dónde debo conservar mi marihuana?

Una vez que hemos realizado el curado de las hojas de marihuana y los cogollos y se nos ha quedado una mezcla crujiente y jugosa que es la que usaremos para las diferentes finalidades que se le da al Cannabis (desde terapéutica, hasta estética o para uso relajante o festivo), debemos almacenar nuestra marihuana en recipientes que puedan cerrarse herméticamente, como botes de cristal, plástico al vacío… Todo lo que consiga que la humedad de la hierba se mantenga tal y como está y también que no tenga contacto con el aire externo para que no vaya perdiendo su aroma ni sus propiedades. Eso sí, se recomienda airear la hierba durante unos minutos cada día. A partir de la primera quincena ya no hará falta ese ‘aireo’ del material.

Otra cosa muy importante es no dejar los recipientes (cualquiera que sea la modalidad elegida) a la luz del sol, ya que podemos provocar reacciones químicas no deseadas en la marihuana.

¿Cuánto es el plazo recomendable para guardar nuestra marihuana en buen estado?

El cannabis guardado en las condiciones óptimas de las que hemos hablado anteriormente puede durar en un estado perfecto para su consumo durante seis, siete meses. A partir de ahí, aunque nos parezca que tiene buen aspecto, lo más probable es que haya perdido sus propiedades, y el efecto será más pesado.

Otros trucos para que la marihuana aguante más es guardarla en la nevera, ya que los procesos químicos vinculados a los cogollos se ralentizan. El cannabis guardado en recipientes de cristal y en la nevera puede durarnos hasta un par de años. Pero siempre en vigilancia, teniendo en cuenta cómo se mantiene de olor, sabor y textura. Ante la más mínima duda recomendamos no consumir por si acaso el cannabis ha perdido propiedades.

¿Te ha gustado? Recuerda que puedes seguir el Blog de Eurogrow donde publicamos todo tipo de noticias y artículos extensos sobre el cultivo, la cosecha y los cuidados de la marihuana. En Eurogrow sabemos de lo que hablamos porque somos expertos en la plantación de cannabis. En nuestra web puedes encontrar todo lo que necesitas para sacar adelante una plantación del tamaño y forma que desees. Disponemos desde todos los tipos de semillas, hasta armarios de cultivo, kits de cultivo y parafernalia para la plantación, riego iluminación…

Entra en nuestra web y descubre todo lo que tenemos preparado para ti. 

Añadir un comentario

 (con http://)

DMCA.com Protection Status